Nicolás Pachelo, principal acusado de asesinar a María Marta García Belsunce en el tercer juicio por el crimen de la socióloga, habilitó un perfil en la red social Instagram y un canal de YouTube para defenderse desde la cárcel y contar «la otra versión» de los hechos «que nadie escuchó hasta ahora», y publicó un video en el que denuncia que los fiscales a cargo del debate oral intentan «condenar a un inocente para enmendar 20 años de papelones judiciales».

“Hola, mi nombre es Nicolás Pachelo y como todos sabrán, estoy acusado del homicidio del María Marta García Belsunce”, comienza el video en el que se lo ve al propio Pachelo (46) en primer plano y que fue grabado por él mismo desde la Unidad 9 de La Plata del Servicio Penitenciario Bonaerense donde se encuentra detenido por una causa por robos y donde estudia periodismo.

Según el perfil @nicolás.pachelo de Instagram que hasta esta tarde contaba con casi 300 seguidores, el video fue subido a un canal de YouTube y cuenta «su» verdad de manera cronológica.

Durante los años en los que la causa era instruida por el fiscal Diego Molina Pico, el caso tuvo un blog -que se puede leer haciendo click aquí– en el que allegados a la familia García Belsunce subían parte del expediente y ejercían la defensa pública del viudo y el resto de los familiares de María Marta que hasta ese momento estaban imputados.

En los casi los 9 minutos y medio que dura la filmación -la primera de varias, según expresó-, Pachelo se defendió de las acusaciones de los fiscales del Departamento Judicial de San Isidro, Patricio Ferrari y Andrés Quintana, quienes lo imputaron como autor del homicidio de García Belsunce.

“Del 2002 al 2016, nueve jueces del Poder Judicial de San Isidro encontraron a la familia y a (Carlos) Carrascosa culpables de encubrimiento y del homicidio de María Marta. En 2016, una sala de Casación revisó el fallo y decidió absolverlo (a Carrascosa) por unanimidad, alegando que no había ninguna prueba para condenarlo, o sea, los nueve jueces del Poder Judicial que lo condenaron aparentemente se equivocaron o en el peor de los casos, fueron negligentes al condenarlo sin prueba”, afirmó.

Sobre dicha absolución, Pachelo contó que fue apelada por el fiscal general de Casación, Carlos Altuve, quien consideró que “las pruebas del expediente demuestran sobradamente su responsabilidad en el hecho”.