“Está científicamente comprobado que tomar dos chops de cerveza o dos copas de vino (0,5 g/l) supone el doble de probabilidad de provocar un siniestro vial respecto a la conducción sin ingesta de alcohol. Consumir alcohol siempre implica un riesgo y por eso, en esta fecha tan especial como es el Día del Amigo que conlleva reuniones, cenas y traslados, es indispensable generar conciencia que podemos y debemos festejar responsablemente”, sostuvo Martello.

La campaña difunde los siguientes indicadores:

  • Conducir con 0,5 g/l de etanol en sangre supone casi el doble de probabilidad de provocar un siniestro vial respecto a la conducción sin ingesta de alcohol.
  • La probabilidad de fallecimiento es cinco veces mayor entre los conductores que presentan alcoholemia superior a 0,5 g/l.
  • El alcohol incrementa la probabilidad de padecer secuelas e incapacidades permanentes producto de siniestros viales.

Cabe destacar que la Defensoría del Pueblo viene manifestando su respaldo al proyecto enviado a la Legislatura bonaerense por el ministro de Transporte bonaerense, Jorge D´Onofrio, que establece la tolerancia cero de alcohol en sangre para los conductores de vehículos. El proyecto busca generar un cambio cultural que permita bajar los elevados índices de siniestros viales que actualmente constituyen la principal causa de fallecimiento de adolescentes y jóvenes de entre 15 y 24 años en nuestro país, luego de los suicidios.